fbpx

Adiós a los espacios grises, ¡hola muros verdes!

La jungla de concreto gana terreno, los espacios naturales se ven reducidos por las necesidades de vivienda y las grandes urbes con edificios nuevos y más grandes. El mundo debe avanzar a energías limpias y espacios verdes, convirtiendo los espacios grises en vida.

La Ciudad de México es famosa por las zonas corporativas que tiene, atrayendo a personas de diversos lugares para cumplir el sueño de trabajar y otros estados de la república son importantes por la demanda industrial.

¿Qué es lo que sientes al estar rodeado de concreto?

En esta temporada, primavera del 2019 al momento de escribir este artículo, sentimos que el calor está al máximo y no podemos realizar nuestras actividades cotidianas, a este efecto se le llama “isla de calor urbana” (te invitamos a leer nuestro artículo sobre Azoteas verdes VS Isla de calor urbana), fenómeno que se produce en zonas urbanas, alterando la temperatura en el transcurso del día, elevándose  especialmente en la noche.

Esto se favorece por la jungla de concreto, los materiales que se utilizan para construcciones (asfalto, cemento, etc.) desprenden el calor que acumularon en el día, causando el calor durante la noche. Esto sucede únicamente en las zonas urbanas, las zonas rurales no tienen de este problema debido a que la tierra abunda, esto crea la pérdida de calor de forma más veloz.

Es así como la actividad humana ha ido generando el efecto de calor por medio de construcciones de edificios en ciudades, pero ¿qué podemos hacer para recuperar espacios verdes, sin perder el avance económico que las ciudades proveen? Es fácil, muros verdes.

Muros verdes, la solución

Lo que vemos nosotros es la oportunidad de tomar áreas verticales de inmuebles para recuperar y transformarlos en espacios verdes, creando la oportunidad de limpiar el aire y filtrar partículas nocivas que se encuentran en el ambiente. Esos son sólo algunos de los beneficios que un muro verde tiene para ti:

  • Los muros verdes utilizan menos agua que en un jardín tradicional (por medio de sistema de recuperación o recirculación de agua)
  • Permiten aprovechar el espacio vertical de las paredes
  • Dan confort y una imagen saludable a las construcciones
  • Mitigan los efectos de la contaminación atmosférica
  • Reducen los efectos del ruido exterior
  • Reducen la transferencia de calor hacia el interior del inmueble

Un jardín vertical o muro verde es una alternativa para incorporar vegetación en un inmueble, pues no siempre contamos con espacio horizontal para plantar un jardín, sin embargo, por ejemplo en una pared de 3m x 3m se puede convertir en un jardín de 9m2. Eso es una pared chica, imagina ahora una pared grande de un edificio de… supongamos 3 pisos que cuenta con dos departamentos por piso, aproximadamente 35m de largo por 45m de alto, ¡es un jardín de 1,575m2!. Ahora imagina que cada edificio de la ciudad tuviera al menos UN muro verde, serían ciento de miles o hasta millones de metros cuadrados recuperados de vegetación.

Contando con este simple espacio en casa o un espacio aún más grande en edificios, lograríamos devolver al planeta un pequeño porcentaje de verde y podríamos causar un gran impacto positivo de salud en la población y la temperatura de las ciudades.

Generemos un cambio, seamos la Generación Verde que México y el mundo necesita. Si quieres ser parte contáctanos, estaremos felices de ayudarte.


Cotiza tu proyecto ecológico




Post a Comment

×
Hola, te puedo ayudar para cotizar un proyecto?